OREJA A LA PLANCHA


Esta forma de preparar la oreja es la tradicional pero con el añadido de pasarla por la plancha antes de servirla para que quede el exterior crujiente en contraste con lo gelatinoso de la oreja por dentro.
Está buenísima, el sabor es muy similar a la típica oreja preparada "a feira" pero con un toque diferente que la hace más buena si cabe.

Ingredientes:

- 1 oreja salada o tantas como se necesiten
- 1 poco de pimentón dulce o picante al gusto
- Aceite de oliva
- 1 diente de ajo

Elabración:

Dejamos la oreja a desalar en agua de un día para otro o un mínimo de 12 horas.
La hervimos en una olla a presión durante 30 o 40 minutos desde que empieza a hervir, o en una olla normal pero nos tardará el doble o más.
La cortamos en trocitos.
En una plancha o sartén ponemos un poco de aceite, doramos unos ajos, añadimos una cucharadita pequeña de pimentón, ponemos la oreja, la tostamos un poco por todos los lados (cuidado que salta como una cosa mala) y la servimos inmediatamente.

Comentarios